La obra de Jesus Guerrero Santos

es fruto de un proceso creativo donde se entrelazan el virtuosismo técnico, la investigación estética, el refinamiento artesanal y la fecunda imaginación trasladada a las artes aplicadas. En cada una de sus piezas se unen y recrean la tradición de la cerámica y el arte mexicano con la modernidad y la originalidad de sus propios diseños.